09/05/2018 freelance@alejandrocasas.com

La madera es un excelente aislante térmico

Uno de los aspectos más importantes que ha caracterizado a las construcciones modernas es utilizar materiales que actúen como aislantes térmicos, para brindar una mayor sensación de confort y, sobre todo, para reducir costos en cuanto a energía. Esta tendencia se ha extendido a prácticamente todos los tipos de construcciones, pero especialmente en las de bajo costo.

Tomando en cuenta esto, el uso de la madera en construcciones se ha popularizado, debido a que ésta presenta dos principales ventajas frente a otros materiales. Primero, es excelente como aislante térmico y segundo, también es capaz de disipar las ondas de sonido, por lo que es buena reduciendo ecos y demás sonidos molestos.

La razón por la cual la madera funciona tan bien como aislante térmico está en su estructura celular. Las fibras que la conforman no acumulan el calor como la mampostería y mucho menos que el acero y aluminio. Los cuales, son metales conductores del calor y la electricidad.

El hecho de que la madera sea tan buena como aislante térmico significa que puedes ahorrar mucho más en energía, debido a que no necesitas regular tanto la temperatura en tu hogar o cualquier espacio que haya sido construido con este interesante material.

La propiedad de aislante térmico de la madera puede ser aprovechada de diferentes formas en la construcción. Para empezar, si se utiliza a nivel estructural reduce las diferencias de temperatura entre la estructura y los elementos que se han forjado en torno a ella.

También puede ser aprovechada como revestimiento, y en épocas de invierno la madera posee la propiedad de retener el calor por más tiempo que un metal y otro material, debido a que tiene una baja conductividad y difusión del calor.

En conjunto, todas estas propiedades hacen de la madera un excelente material y uno de los mejores aislantes térmicos para la construcción.

Etiquetas: , , , ,